Hilarión Frías y Soto, fue un médico, político, periodista y escritor que luchó en las Guerras de Reforma y de Intervención a favor de los liberales. Nació en Querétaro, Querétaro, en 1831 y murió en la Ciudad de México en 1905. Fue secretario de gobierno de Querétaro y diputado en el Congreso de la Unión. Colaboró en El Siglo Diez y Nueve, La Orquesta, donde apareció Vulcano en 1862 y Álbum fotográfico en 1868, también publicó en El Monitor Republicano y El Diario del Hogar.

En 1904 publicó una serie de escritos que pretendían refutar las afirmaciones hechas por el ingeniero Bulnes en contra de Benito Juárez, y en las que buscó enaltecer la virtudes del Benemérito, se trata del texto Juárez Glorificado y la Intervención y el Imperio ante la verdad histórica, refutando con documentos la obra del señor Francisco Bulnes intitulada El verdadero Juárez.

En el libro Andanzas de un liberal queretano. Hilarión Frías y Soto, que será presentado el viernes 24 de febrero, a las 16:00 horas, en el marco de la 38 Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería (Tacuba 5, Col. Centro, Ciudad de México), la autora Beatriz Lucía Cano Sánchez analiza la figura de este personaje poco conocido pero destacado dentro del debate público. Además de notable literato, se dedicó a la docencia, la política y la historiografía, actividades con las que ganó cierto renombre. Sin embargo, por haber sido contemporáneo de grandes personalidades como Ignacio Manuel Altamirano, Vicente Riva Palacio y otros, los reflectores de la crítica se centran poco en su figura.

Su legado incluye traducciones, artículos periodísticos, obras históricas y literarias. Participó también en las lides políticas: en su tierra natal ocupó diversos cargos públicos y fue diputado federal en varias ocasiones. Hizo todo lo posible por figurar en los primeros planos; intentó -sin éxito- que se aprobara la ley del divorcio o que sus novelas, que discutían la realidad social de forma indirecta, se convirtieran en referentes sociales. Su “verbo fogoso y tajante” se ponía de manifiesto en opiniones “sinceras” pero “radicales”. Aunque, ha sido poco reconocido como historiador, debe ser considerado uno de los iniciadores del mito liberal sobre la guerra de Intervención francesa y el Imperio. Su vida lo demuestra como un férreo pensador liberal que participo en la configuración de la nación, ya fuera desde la trinchera política, en las páginas de algún periódico o llegando incluso hasta tomar las armas.

 

 

Diversas actividades como la participación en ferias del libro, organización de seminarios, conferencias, charlas, simposios, exposiciones, y la publicación de más de un centenar de libros, revistas y otros materiales impresos, encaminados a la difusión y promoción del patrimonio histórico, cultural, arqueológico y antropológico, llevó a cabo el Instituto Nacional de Antropología e Historia durante 2016 a través de la Coordinación Nacional de Difusión.

En 2016 se editaron 108 títulos nuevos, entre libros y revistas, con más de 113 mil ejemplares que abordan temas de las diversas áreas de investigación del instituto; entre las revistas se encuentran Antropología, boletín oficial del INAH; Arqueología, revista de la Coordinación Nacional de Arqueología; Nueva Antropología; Boletín de Monumentos Históricos; Diario de Campo, Revista de Estudios de Antropología Sexual, Gaceta de Museos; Historias; Dimensión Antropológica; Rutas de Campo; Con-temporánea y Vita Brevis.

Como parte de los materiales de difusión, se generaron 130 miniguías impresas y 56 electrónicas con información de sitios arqueológicos y museos; 68 títulos electrónicos del catálogo histórico del INAH y 3 novedades editoriales en formato digital.

Asimismo, a través de la organización y presencia de eventos culturales como ferias de libro, ventas especiales y presentaciones editoriales, el INAH realizó una intensa campaña de difusión del patrimonio, destacando la realización de la XXVIII Feria Internacional del Libro de Antropología e Historia, que este año contó con la presencia de Yucatán y Guatemala como invitados especiales y en las cuales se llevaron a cabo 118 presentaciones editoriales, 60 presentaciones artísticas, 18 talleres y 37 proyecciones de distintos filmes, así como un amplio programa de actividades académicas como el Simposio Román Piña Chan, el Encuentro de Lenguas en Peligro, el Foro Internacional de Música Tradicional, el Coloquio de Africanías, la Jornada Distintas Miradas Sobre las ciudades Históricas y el Encuentro del Libro Intercultural y en Lenguas Indígenas. También se participó en ferias a nivel nacional e internacional.A esto se suman actividades como el Decimoséptimo Encuentro Nacional de Fototecas, organizado por el Sistema Nacional de Fototecas y la Fototeca Nacional, también se llevaron a cabo diversas conferencias en el ciclo Jueves Fotográficos y 9 exposiciones temporales de autores contemporáneos; además de las actividades cotidianas de difusión a través de los módulos de atención de la Fototeca Nacional y el Museo de la Fotografía, en donde este año se atendieron a más de 61 mil y 25 mil usuarios respectivamente. También se publicaron 3 títulos nuevos de la revista Alquimia, cuyo número 57 obtuvo uno de los Premios al Arte Editorial que otorga la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (Caniem).

A esto se suman actividades como el Decimoséptimo Encuentro Nacional de Fototecas, organizado por el Sistema Nacional de Fototecas y la Fototeca Nacional, también se llevaron a cabo diversas conferencias en el ciclo Jueves Fotográficos y 9 exposiciones temporales de autores contemporáneos; además de las actividades cotidianas de difusión a través de los módulos de atención de la Fototeca Nacional y el Museo de la Fotografía, en donde este año se atendieron a más de 61 mil y 25 mil usuarios respectivamente. También se publicaron 3 títulos nuevos de la revista Alquimia, cuyo número 57 obtuvo uno de los Premios al Arte Editorial que otorga la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (Caniem).

Como parte de la promoción del patrimonio cultural tradicional, a través de la Fonoteca del INAH, se realizaron actividades en el marco de los seminarios de Antropología, Historia, Conservación y Documentación de la Música en México; de Estudios de Danza: Hacia una Antropología del Arte, el de Investigación Antropológica “El Círculo de la Roma”, y el ciclo Conversaciones musicales… Un reencuentro con nuestras músicas en la Ciudad de México. En total se ofrecieron 57 charlas con la participación de especialistas, investigadores e intérpretes.

Finalmente, cabe destacar la labor del Taller de Reproducciones del INAH, único en su tipo con autorización para realizar reproducciones de piezas arqueológicas y joyería histórica en cerámica, plata y otros materiales, el cual produjo 4 mil 844 reproducciones que se ponen a disposición del público en las tiendas y museos del INAH, así como en ferias y eventos de fomento a la lectura.

De esta manera la Coordinación Nacional de Difusión del INAH cumple con el objetivo de ser puente entre el quehacer institucional y los diversos públicos del país para fortalecer, no sólo la divulgación del trabajo de sus investigadores, sino también para que el público valore y cuide el vasto patrimonio histórico, arqueológico y paleontológico con miras a su preservación para las futuras generaciones.

 

La pérdida acelerada de las áreas naturales del interior de la Ciudad de México hace necesaria una estrategia de conservación fundamentada esencialmente en el conocimiento de su biodiversidad para promover políticas idóneas de restauración y protección de sus biomas. En este sentido, el libro Guía Florística del Cerro de la Estrella. Templo del Fuego Nuevo, de Alejandro Torres Montúfar y Aurora Montúfar López, constituye una herramienta para el reconocimiento de las especies que alberga esta área.

El Cerro de la Estrella es un sitio arqueológico e histórico ya que en él se encuentran, entre otros, el basamento piramidal del Templo del Fuego Nuevo, sede de la ceremonia del encendido del fuego nuevo, por la renovación del cosmos, la última noche de cada 52 años, según el pensamiento religioso prehispánico.

En este trabajo se describen e ilustran 155 especies de las 255 identificadas en la zona; cifras relevantes si se considera que para el Valle de México se ha registrado un total de 2071, lo cual destaca la trascendencia florística  de la actual zona ecológica y cultural del Cerro de la Estrella. La lista florística, resultado de esta investigación, muestra las especies de plantas que se desarrollan en el Cerro de la Estrella como herramienta básica para los futuros programas de control y manejo de la diversidad florística ante los cambios antropogénicos y, sobre todo, para que funja como marco de referencia en la selección de las especies nativas más adecuadas para su reforestación y como una de las medidas tendientes a la conservación y restauración del bioma. De esta forma se asegurará la permanencia de la flora y el paisaje de un área cultural y de recreación situada en plena ciudad de México.

Un libro muy útil tanto para los especialistas como para el público en general, pues ilustra las plantas más conspicuas de la zona y proporciona los elementos morfológicos básicos para su identificación.